No hay nada más dañino para la autoestima de una persona que dejar de confiar en ella. Y esto ocurre en muchos hogares en los que hay adolescentes. Están etiquetados y juzgados desde que nacen. Padres y madres esperan lo peor de la adolescencia: aislamiento, malas contestaciones, rebeldía, egoísmo, estar en contacto con conductas de riesgo, etc. La adolescencia es una palabra que parece sinónimo de “se me aparece el demonio”. Los padres la temen.

Pero desde la visión que Perico y yo tenemos de la juventud, os podemos descubrir que los adolescentes pueden ser cariñosos, confiados, idealistas, sensibles, comprometidos, alegres, dubitativos, vulnerables… En esta conferencia aprenderemos que tu adolescente es maravilloso… y todavía no lo sabes. Y lo que no sabes es que gran parte de que sea maravilloso va a depender de ti. Tú tienes superpoderes para poder llevarte bien con él.

Perico y yo os esperamos el próximo jueves 27 de agosto de 19h a 20:30h en la conferencia donde hablaremos sobre ello. ¡Reserva tu plaza!

 

 

Compartir en: